Guía para alquilar un automóvil (y conducir) en Argentina

Recorrer el país a bordo de un automóvil privado es una excelente idea para ganar autonomía y no perderse ni un solo rincón de este país apasionante. A continuación, todo lo que necesitas saber antes de inclinarte por esta opción.

Siendo el octavo país más extenso del mundo, no sorprende demasiado que muchos de los viajeros que llegan hasta la Argentina decidan alquilar un vehículo privado en algún momento de su estadía. Si bien combinando los trayectos en avión con los de autobús es posible acceder a las principales atracciones que ofrece este destino, con un automóvil propio se logra disfrutar con mayor libertad de la belleza de sus paisajes naturales. 

Quienes estén evaluando esta opción para recorrer la Argentina con mayor independencia, antes deben tener en cuenta una serie de aspectos:

-Para conducir por las rutas locales, los visitantes se necesita un permiso de conducir de su país de origen y una tarjeta de crédito internacional.

-La edad mínima requerida para alquilar un vehículo es 21 años. La máxima, en líneas generales, 75.

-La mayoría de los vehículos en Argentina cuentan con cambios manuales. Los que quieran alquilar uno automático deben tener en cuenta que son más caros y que necesitan ser reservados de antemano. 

-El costo de alquiler de un automóvil varía en función de la zona del país, época de año, cantidad de kilómetros a recorrer y modelo del mismo. Una buena práctica antes de reservar es comparar por Internet los precios que ofrecen las diferentes empresas.

-Los automóviles son entregados con el tanque completo, y a la hora de devolverlo debe estar de la misma manera.

Consejos claves antes de salir a la ruta

-En Argentina, los conductores se ubican a la izquierda.

-La Ley de Tránsito local exige utilizar el cinturón de seguridad, llevar siempre las luces encendidas y mantener un mínimo de dos segundos de distancia entre vehículos en rutas, autopistas y autovías.

-La velocidad máxima en semiautopistas es 120km/h, en autopistas 130 km/h, y en zonas rurales 110 km/h.

-Los que tengan niños, deberán ubicarlos en la parte trasera del automóvil y sujetarlos correctamente con el cinturón. En caso de viajar con menores de 15 meses, será necesario contar con un sistema de retención infantil (SRI o “sillita”).

-No todas las rutas del país se encuentran en buen estado. Poder anticiparse a estos contratiempos planificando con anticipación el itinerario es siempre una buena práctica. Sitios como Ruta 0 permiten calcular las distancias entre los puntos a recorrer, además de verificar las mejores caminos alternativos y las estaciones de servicio donde cargar combustible (o “nafta”) más cercanas.  -Si se tiene previsto realizar distancias largas en zonas rurales, se recomienda llevar un teléfono celular con señal y contar con un botiquín de emergencias. Además, es aconsejable  cargar combustible suficiente de antemano antes de salir.

Comments

Deja un comentario